“Lo primero que hice fue llamar a Consuelo, la modista”

Cecilia Charro Lasagabaster, cantinera de la Batería de Artillería

0
418

Cecilia Charro Lasagabaster tiene 24 años y es la cantinera de la Batería de Artillería. Como detalle curioso, este año están de aniversario en su familia: hace 25 años la tía y madrina de Cecilia salió de cantinera precisamente en la Batería de Artillería.

– ¿Cómo te sientes después de la resaca de la elección?

La verdad, un poco de agobio. Había muchas cosas que hacer y al ser de las primeras elegidas, siempre es mejor cerrar las cosas rápido. Pero bueno a medida que iban saliendo las cosas ya más tranquila y ya empecé a disfrutar de todo. Esto es una alegría tanto para mí como para mi familia, por lo que estoy feliz.

– ¿Después de la elección cuáles han sido los primeros preparativos para el gran día?

Lo primero que hice fue llamar a Consuelo, la modista. Lo hice el mismo domingo que me eligieron para así poder quedar con ella para el fin de semana siguiente ya que entre semana estoy trabajando en Madrid. Eso fue lo primero. Después ya fue reservar el sitio para comer el día 30, la modista para el vestido del día 28 y también ir a la hípica a montar.

– ¿Cómo llevas las clases de caballo?

Pues bastante bien. Al estar en Madrid solo puedo montar los fines de semana, pero más o menos me orgnizo para poder ir a montar.

– ¿Qué momento esperas con más ilusión?

La arrancada, sin lugar a dudas. Es donde lo veo todos los años con mis amigas y cuando era “txiki” con mi familia. Y también tengo muchas ganas del día de San Pedro y la revista en la plaza de San Juan. Es un día muy bonito para mí y muy especial.

– La mayoría de la gente no conoce el Botafuego que hace la compañía al final del día 30, una despedida muy especial para la cantinera, ¿no?

Y tanto… Es algo que no mucha gente conoce y es el broche final perfecto. Después de todo el día, cerrarlo así en “privado”, porque no suele haber mucha gente, con los artilleros, debe de ser increíble la verdad. Lo espero con muchas ganas, pero al mismo tiempo no quiero que pase. Eso significará que el día 30 se está terminando.