La formación ha registrado tres preguntas en torno a los dúplex de Muliate. / Abotsanitz

El Grupo Municipal Abotsanitz ha registrado en la última semana tres preguntas por escrito sobre «los dúplex ilegales de la zona de Muliate». Las solicitudes que se realizan son consecuencia de diversas denuncias ciudadanas y se refieren a las parcelas Muliate 5.7 Muliate, parcela 6 de Saindua 5.11, y la urbanización Patximoskenea de la calle Tximista.

«En los últimos años los servicios técnicos municipales han detectado varias irregularidades en algunas promociones privadas del área de Muliate. En los decretos del alcalde se recoge que las constructoras han corregido esas irregularidades, pero las denuncias ciudadanas apuntan a que las irregularidades persisten o se han repetido. En algunos casos, se han vuelto a cometer infracciones legales tras la licencia de primera utilización, y en otros casos, en obras en curso, parece que existe la intención de hacerlo, ya que a la hora de vender las viviendas se ofrece la posibilidad del dúplex», señalan desde la formación.

«Lo detectado por la arquitecta municipal a lo largo de la obra y las denuncias ciudadanas coinciden. Se han unido viviendas y espacios auxiliares (trasteros), creando viviendas de dos pisos. Se trata de una vulneración de las normas urbanísticas, por un lado, porque superan el nivel máximo de edificabilidad de la parcela y, por otro, porque la normativa para trasteros y para viviendas es distinta, como en lo que se refiere a la resistencia ante incendios, etc. Así, por ejemplo, si se produjera un incendio, la aseguradora no tendría por qué asumir los daños».

Dos peticiones al ayuntamiento

Por todo ello, el Grupo Municipal Abotsanitz ha realizado dos peticiones al Ayuntamiento de Hondarribia. Por un lado, «que cumpla y haga cumplir la Norma General de Urbanismo Municipal; es decir, que cumpla la ley y que se garantice su cumplimiento. Y por otro lado, que lleve a cabo inspecciones en los conjuntos de viviendas que se mencionan en los escritos, tanto en las obras en curso como en las que estén terminadas».

Además, con el registro de estos escritos «queremos que el Ayuntamiento de Hondarribia tenga constancia de la posible existencia de dúplex ilegales en Muliate. De esta forma, si en cualquier otra institución, como un juzgado, se pusieran en marcha acciones relacionadas con este asunto, los responsables técnicos y políticos del ayuntamiento ya no podrán decir que no sabían nada».

«Desde el Grupo Municipal Abotsanitz tenemos claro que la política de vivienda del gobierno municipal es la responsable de estas posibles irregularidades. En Hondarribia no se construyen viviendas públicas, en cambio, a los promotores privados se les coloca la alfombra roja: se otorgan permisos sin cumplir con los trámites, se permite retrasar los pagos al ayuntamiento, se mira para otro lado ante los indicios de irregularidades… Ya es hora de acabar con todo esto».