Cristina Laborda atiende a los medios de comunicación. / Ayuntamiento de Irun

Con motivo del tercer aniversario de su apertura, el local de personas mayores de Palmera Montero ha sido el lugar elegido por el área de Bienestar Social para dar a conocer el programa de actividades que el Ayuntamiento de Irun organiza estas navidades para los centros sociales de la ciudad. Bajo el nombre de “Gabonetan gogoz”, durante todo el mes de diciembre se irán sucediendo diversas propuestas repartidas por todos los locales de personas mayores de la ciudad.

La delegada, Cristina Laborda, explicaba que «este centro de personas mayores de Palmera Montero, que precisamente cumplirá tres años desde su apertura el próximo 12 de diciembre, será uno de los escenarios del programa ‘Gabonetan gogoz’ que reforzará con motivo de las navidades sus actividades. La iniciativa sigue el espíritu de las propuestas de verano, recogidas en ese caso en el programa ‘Udan gogoz’, y que tan buen resultado ha dado entre los usuarios de estas instalaciones”.

Así, desde el área de Bienestar Social se refuerza en diciembre las actividades en los espacios sociales de Luis Mariano, San Miguel, Palmera Montero, Behobia, Anaka-Puiana, y Belakoenea además de los apartamentos de Lekaenea. La novedad del programa con otras propuestas de otros años es el espectáculo “La magia no tiene edad”, de la mano del mago Berto. La delegada explicaba que la idea tiene un carácter intergeneracional, en línea con otras propuestas que venimos fomentando para que personas mayores puedan compartir este tipo de actividades con sus hijos o nietos. El espectáculo se podrá ver en los locales de Behobia, San Miguel, Anaka-Puiana, Belaskonea, Palmera Montero y los apartamentos de Lekaenea a partir del 23 de diciembre.

En paralelo, cada centro social tendrá un programa propio, incluyendo desde talleres de manualidades navideñas, actuaciones de teatro y coros con la colaboración de entidades y asociaciones de la ciudad. “Son fechas especiales, que además de con la familia y amigos cercanos también podemos compartir con quienes nos acompañan el resto del año, por ejemplo compañeros de los locales de personas mayores que tanta actividad tienen a lo largo del año. En ese sentido es de agradecer las ganas y el empeño que ponen las propias personas usuarias par a darle vida a estos centros, también en Navidad”, añadía Cristina Laborda.