La nueva subestación eléctrica ya está en funcionamiento. / Ayuntamiento de Irun

Iberdrola ha puesto en marcha la nueva subestación eléctrica de reparto Larreaundi Berria, que ha supuesto una inversión de más de 3,1 millones de euros, donde la compañía ha llevado a cabo una reforma integral mediante su compactación en distinto emplazamiento con el fin de mejorar la garantía y la potencia de suministro en el municipio y zonas limítrofes.

El alcalde de Irun, José Antonio Santano, y el director de Iberdrola Distribución en la región norte, José María Grijalba, han inaugurado esta mañana la recién reformada instalación eléctrica.

El alcalde de Irun ha señalado que “esta actuación permite rematar una demanda histórica del barrio, y a su vez abrir más oportunidades en el centro de Larreaundi con la reurbanización del espacio en el que se encontraba la subestación y esta opción que estamos ahora ya estudiando de crear nuevos usos que respondan a las necesidades de los vecinos».

Cabe recordar que este traslado fue fruto del convenio firmado en 2011 con un presupuesto de más de 3 millones, repartidos al 50% entre Ayuntamiento de Irun e Iberdrola. Previamente a la construcción de la nueva subestación fue necesario asimismo habilitar un vial adecuado de acceso peatonal y rodado a este punto de Txenperenea donde se ubica esta infraestructura, algo que el Ayuntamiento de Irun ejecutó en 2014 con un presupuesto de 928.457, 36 euros.

Por su parte, José María Grijalba ha destacado que “esta nueva infraestructura eléctrica, junto con el desarrollo de red realizado, permitirá el crecimiento residencial e industrial de Irun y las poblaciones directamente afectadas y permitirá una mejora en la garantía de suministro de las mismas, con un refuerzo efectivo, en caso de fallo de alimentación principal”.

La antigua subestación estaba configurada con infraestructura denominada intemperie y contaba con dos transformadores 30/13,2 kilovoltios (KV) de 10 y 20 megavoltamperios (MVA). Tras los trabajos realizados, la nueva instalación queda ahora dotada de tecnología GIS de última generación donde se han instalado dos transformadores: uno de los existentes de 20 MVA y otro nuevo de 25 MVA, con lo que se ha aumentado la potencia de suministro disponible en 15 MVA.

Desde la nueva infraestructura eléctrica se ha construido también una nueva línea de media tensión (MT), denominada Porcelanas, que mejora la potencia de suministro al centro de Irún y minimiza la afección de número de clientes afectados en caso de incidencias.

Esta instalación, que suministra a más de 21.000 clientes del municipio de Irun, está interconectada con otras similares, de las cuales puede recibir y dar apoyo eléctrico en situaciones de incidencias en el suministro y operaciones de conservación en la red de distribución.

La compañía ha centrado sus iniciativas en el área de distribución de energía en esta comunidad autónoma en promover infraestructuras de última generación que compatibilicen la mejora del suministro eléctrico con el respeto al medio ambiente y el fomento del desarrollo sostenible.

La red de distribución de Iberdrola en el País Vasco está constituida por 159 subestaciones, más de 11.500 centros de transformación, 820 kilómetros de líneas de muy alta y alta tensión, más de 9.000 kilómetros de líneas de media y alrededor de 13.000 kilómetros de líneas de baja tensión.