Asfaltado de un tramo del Paseo de Colón. / Ayuntamiento de Irun

El área de Movilidad, Vía Pública y Obras del Ayuntamiento de Irun ha hecho balance de las campañas de asfaltado que ha venido ejecutando desde 2016. Se trata de todos los trabajos destinados a mejorar y arreglar aquellos tramos de calzada que con el uso se van deteriorando.

«Es una línea más del mantenimiento urbano que queremos cuidar y al que destinamos una cantidad muy importante del presupuesto», explica la delegada, Cristina Laborda. «Actuamos en los puntos que detectamos necesitan una mejora urgente y también atendemos peticiones ciudadanas que nos llegan a través de programas como El alcalde en los barrios. Con todo vamos encargando campañas puntuales que a su término nos permiten disfrutar de una ciudad más amable, ganado además en seguridad».

Sumando las campañas ejecutadas en 2016 y en lo que va de 2017, el presupuesto total dedicado a estos trabajos de asfaltado de calles asciende a 1.079.159,44 euros. En detalle, en 2016 se ejecutaron dos bloques de trabajo por valor de 551.347,12 euros y en lo que va de 2017 se han destinado ya 527.812,32 euros a otra campaña. La delegada destaca igualmente que «los trabajos no han terminado ya que a este montante hay que añadir otros 300.000 euros aprobados en la modificación de crédito del pasado mes de julio que se traducirán en nuevos trabajos de asfaltado durante el segundo semestre de este año».

Una treintena de calles

Estas actuaciones han permitido el arreglo de un buen número de calles y avenidas por todo Irun. Se trata de bacheos en los puntos más afectados de la calzada, aunque generalmente los trabajos incluyen labores más profundas como fresados especiales y extensión de capas específicas para que la carretera alcance un óptimo estado. En algunos casos se añaden a los trabajos pequeñas actuaciones de obra civil para renovar cunetas y badenes.

En total, el número de vías alcanzadas ya tanto en 2016 como en 2017 es de una treintena de calles y avenidas. El año pasado se actuó en las calles Beraketa, Joaquín Gamón, Berrotarán, Salvador Etxeandia, Harmugarrieta, Lastaota Postetxea, Ospitale, Artaleku, Monte Aldabe, Pinar, Ramón Iribarren, zonas entre la glorieta de Osinbiribil y Palmera, carretera de Ibarla, plaza Genaro Etxeandia y las avenidas de Puiana y Letxunborro. Por su parte, en lo que llevamos de 2017 se ha mejorado el asfaltado en las siguientes vías de Irun: Paseo de Colón y calles Serapio Mujika, Miguel de Astigar, Txoantenea, Aduana y Trengizon, Dunboa y Aixin Zolua, Anaka y Blas de Lezo, Vera de Bidasoa, Juan de Albisu, Sarasate y Francisco de Gainza, Gazteluzahar y Darío de Regoyos. Cabe señalar que para terminar este bloque faltaría culminar los trabajos actualmente iniciados en la calle Ermita y a continuación otra actuación similar en la calle Misionero Lekuona y una zona del Paseo de Colón que no se asfaltó correctamente según proyecto y la empresa tiene que volver a actuar.

Tráfico en calle Ermita

En cuanto a los trabajos actualmente en marcha en la calle Ermita, el área de Movilidad, Vía Pública y Obras informa que será necesario modificar a partir de este viernes la ordenación del tráfico durante los próximos días. La actuación comprende el tramo entre el cruce con la calle Bertsolari Uztapide y el cruce con la calle Meazuri.

Los trabajos comenzaron el día 16 con la renovación del badén en el cruce de la calle Ermita con la calle Mezuri. Estos trabajos no implicaron cortes ni desvíos de tráfico y se realizaron entre los días 16 y 17 de agosto. Finalizada esta fase, este viernes se continúa con la renovación de la cuneta en el tramo restante, tramo entre las calles Bertsolari Uztapide y Meazuri. Para estos trabajos sí será necesario cortar el tráfico en el tramo de actuación. Los trabajos de obra civil en este tramo se prolongarán hasta el día 24 de agosto. Finalizados los trabajos de obra civil, se ha programado el asfaltado de la calle para el día 25 de agosto.

Para poder cortar la calle Ermita, el tráfico se desvía por la calle Bertsolari Uztapide, que se habilita en doble sentido, y por la calle Meazuri en sentido contrario al sentido actual de la calle. Este desvío se mantendrá entre el 18 y el 25 de agosto. Como ocurre con el resto de actuaciones de asfaltado, las fechas programadas están sujetas a pequeñas variaciones que se puedan producir por posibles inclemencias metereológicas.