Juncal Eizaguirre, delegada de Cultura. / Ayuntamiento de Irun

La crisis provocada por la pandemia de la Covid-19 ha provocado el ralentizamiento o la paralización de la actividad en numerosos sectores, siendo el de la cultura uno de los más afectados. En ese sentido, el Ayuntamiento de Irun ha tratado de paliar estos efectos a través de diversas medidas desde el comienzo de la crisis.

Por ejemplo, muchos profesionales del mundo de la cultura en Irun pudieron verse beneficiados de las ayudas directas a autónomos que incluyó el plan Irun Aurrera (1.585 ayudas concedidas en total que se traduce en el reparto de más de 1,5 millones de euros), el blindaje de los contratos culturales que tiene el Ayuntamiento, el mantenimiento todo lo posible de la programación, desde el confinamiento con propuestas en formato digital contando con artistas y creadores locales, y después con la adaptación de espacios a las nuevas normativas, reprogramación de los espectáculos cancelados, y apuesta por una cultura segura con grandes e importantes citas que han contado con las medidas de seguridad establecidas como la feria del libro, el festival Irun Zuzenean, o el concierto de Xoel López.

La delegada, Juncal Eizaguirre, ha dado a conocer en rueda de prensa este viernes el siguiente paso que el Ayuntamiento quiere implementar a continuación: el plan de choque “Cultura km0”. “Venimos estos meses apostando por una cultura segura, programando actividades y eventos adaptados a la situación actual con las medidas establecidas; sabemos que es la forma para apoyar a un sector muy afectado por esta crisis, y queremos ir más allá con un plan de choque que marque una estrategia a corto-medio plazo centrado en los profesionales que a nivel local trabajan por la cultura”.

Tras compartirse con los grupos municipales en Junta de Portavoces y en la Comisión de Cultura, el programa «Cultura Km 0», que antes de ponerse en marcha deberá tener el visto bueno del Pleno de la Corporación este mes, consiste en generar una agenda cultural que dé apoyo a los agentes culturales locales, a través de la contratación para la prestación de servicios, pero al mismo tiempo, que acerque físicamente sus propuestas a la ciudadanía, apostando por el pequeño formato, y en espacios no formales. Cabe señalar que el desarrollo de este plan estará en todo momento sujeto a la evolución de la pandemia y a la situación epidemiológica.

«Somos conscientes que la cultura es uno de los sectores más afectados en esta crisis con un futuro incierto. Desde el Ayuntamiento hemos sido siempre sensibles con la cultura poniendo en marcha diferentes mecanismos para apoyarla. Esta que hoy presentamos es una de las más importantes que demuestra nuestro compromiso», añadía Juncal Eizaguirre.

Las acciones de este plan de choque se ajustarían a una serie de características: podrán ser acciones de carácter permanente que produzcan un beneficio indirecto y prolongado en el tiempo; podrán ser acciones de carácter puntual, con un beneficio directo para el creador, agente cultural o entidad; en lo posible se priorizará el trabajo con personas individuales, habida cuenta de que el trabajo con grupos cuanto más grandes sean, consume más recursos y tiene menos repercusión en la economía de cada uno de sus integrantes; se priorizará el trabajo con pequeños formatos (píldoras), en espacios alternativos (Sala Menchu Gal, sala de danza del Amaia KZ, espacios urbanos…), con propuestas singulares, evitando las fechas de mayor intensidad de programación, promoviendo propuestas novedosas y favoreciendo la colaboración y la co-creación entre diferentes agentes culturales. Se abonará un caché que oscilará entre los 1.500 y los 2.000 euros en función de la propuesta.

A quién va dirigido

Podrán participar en este programa personas físicas o jurídicas de cualquiera de los ámbitos de la Cultura (artes escénicas, artes visuales, literatura, cómic e ilustración, música, audiovisual, diseño, etcétera) y se priorizará a quienes desarrollen un trabajo profesional en cualquier ámbito de la cultura, tengan su domicilio en Irun y desarrollen su trabajo igualmente en la ciudad. Se pondrá el foco asimismo en quienes hayan visto mermados sus ingresos de forma patente debido a la paralización de la vida cultural a consecuencia de la pandemia.

Para participar en este plan de choque, el área de Cultura se dirigirá a creadores, agentes culturales y entidades culturales que tiene identificados, haciéndoles propuestas concretas. Igualmente, se invitará a cualquier agente interesado a que presente al Ayuntamiento sus propuestas o, simplemente, su interés en participar en este programa para acordar las acciones que pueden llevar a cabo. Para enviar propuestas u obtener más información, los/as profesionales pueden escribir al correo electrónico cultura@irun.org.

Se tendrá en cuenta la calidad e interés de la propuesta, que el espectáculo de cabida a autores/as, obras o formatos no habituales, la belleza estética de la propuesta; la originalidad e innovación de la misma, su viabilidad (adecuación a las condiciones económicas, de espacios, etcétera para poder llevarla a cabo; equilibrio entre los conceptos caché y producción); el interés social de la propuesta (que aborde cuestiones presentes en la sociedad); y/o el contemplar acciones colaborativas entre distintos agentes.

Este programa, enmarcado en Irun Aurrera, cuenta con un presupuesto de 50.000 euros.