Vista aérea de las termas romanas. / Ayuntamiento de Irun

El Consejero de Turismo, Comercio y Consumo Javier Hurtado ha confirmado esta mañana en la presentación del Plan Territorial de Sostenibilidad Turística en Destino de Euskadi, cuales son los proyectos vascos que recibirán las aportaciones de los Fondos de Financiación Europeos vinculados a la línea de la Estrategia de Sostenibilidad turística que se convocaron desde el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo y han sido gestionados en coordinación con la Consejería. Al acto, que se ha celebrado en el Palacio Europa de Vitoria-Gasteiz ha asistido en el Primer Teniente Alcalde y delegado de Hacienda, Miguel Ángel Páez, junto con el resto de representantes de los proyectos destinatarios de estas ayudas.

Entre ellos uno de los proyectos elegidos ha sido el de la puesta en valor y recuperación de las termas de Oiasso que presentaba el Ayuntamiento de Irun a esta convocatoria. El pasado mes de septiembre, el alcalde anunciaba la presentación de Irun con el proyecto de las Termas de Oiasso a estos fondos abiertos a municipios de más de 50.000 habitantes y que suponían la financiación del 100% de proyectos de entorno a los 2 millones de euros y con un periodo de ejecución de tres años (2022-24).

El pasado mes de noviembre el propio Consejero visitó junto al alcalde y al delegado de Hacienda, Miguel Ángel Páez el Museo Oiasso para conocer in situ los detalles de la propuesta presentada.

Unas termas visitables, un turismo inteligente

El proyecto que se presentó quiere poner en valor hacer visitables las Termas de Oiasso, sumando a la digitalización del Museo, y diversas medidas para convertir Irun en Destino Turístico Inteligente (digitalización, señalítica, comunicación y medidas de mejora de accesibilidad). Todo con un presupuesto de dos millones de euros.

Las Termas Romanas de Oiasso constituyen una pieza significativa del patrimonio arqueológico de la ciudad. Desde hace unos años están cubiertas en un anexo al museo que con este proyecto se recuperará e integrará como visitable en Oiasso. Esta actuación permite preservar los restos arqueológicos y patrimoniales e incorporarlos a la oferta de destino turístico, tanto para visitantes como para el turismo local, a través de una experiencia única. Con esta actuación no solamente se completará un punto emblemático, de gran valor histórico y turístico, con efecto tractor para el turismo, sino que se mejorará el recurso en términos de sostenibilidad y singularidad. La actuación va a suponer un impulso para un turismo competitivo, dinamizador y de calidad.

Al integrar las Termas en el Museo Romano Oiasso y los demás recursos de la ciudad, se obtiene una oferta más diversificada que da mayor potencial a la ciudad y al sector en su conjunto. La actuación principal se refiere al acondicionamiento del edificio que cubrirá las ruinas de las Termas Romanas, linderas con el actual edificio del Museo Oiasso de Irun, con especial atención a atender las condiciones de eficiencia energética, la reducción de la contaminación acústica y luminosa y mejorar así el recurso y la experiencia turística (acondicionamiento con envolvente térmica, iluminación LED, climatización eficiente, espacios aislados acústicamente para la ubicación de equipos de ventilación, …).

El alcalde José Antonio Santano se ha mostrado muy satisfecho con la noticia que ha asegurado «supone una importante inyección económica para invertir en un proyecto con la que vamos a mejorar un recuerdo que ya es emblemático y único, y que tiene un gran valor histórico y turístico, pero sobre todo vamos a dar un paso más en el perfil singular del Irun romano que nos convierte en un destino atractivo y singular y que ayudará a seguir atrayendo a visitantes que dinamicen nuestra economía».

Irun ha sido uno de los 11 proyectos de todo Euskadi elegido para recibir estos fondos, el único junto a Donostia en el territorio guipuzcoano.

Más líneas abiertas

El consistorio lleva meses trabajando en la presentación de diversos proyectos a las diferentes líneas de financiación abiertas a través de estos Fondos Extraordinarios que llegan desde Europa.

Esta es la primera confirmación en firme de dinero que llegará a la ciudad para un proyecto en concreto, pero cabe recordar que también se han presentado ya acciones vinculadas a la digitalización comercial, la electrificación del transporte público y la ampliación de zonas de bajas emisiones.

Se trabaja además en otros proyectos de largo alcance para la ciudad como programas de impulso a la rehabilitación de edificios públicos y de vivienda/barrios. Por el momento, el Ayuntamiento de Irun ha presentado una manifestación de interés para ser beneficiario de las ayudas en este ámbito para acometer los siguientes proyectos:

– La recuperación del edificio de la vieja Aduana
– La remodelación interior del edifico de Emigración
– El ámbito urbano de Iñigo de Loyola