La primera edición de la Semana de la Memoria Histórica se cierra con balance positivo. / Ayuntamiento de Irun

El servicio de Memoria Histórica del Ayuntamiento de Irun ha hecho balance del trabajo realizado y la organización de las distintas actividades que tuvieron lugar en la ciudad en el marco de la Semana de la Memoria Histórica del 30 de agosto al 5 de septiembre, dentro del 85º Aniversario de la Guerra de 1936.

«Desde que hiciésemos público las actividades el lunes, día 30 de agosto, la exposición itinerante que ha estado ubicada en la plaza de San juan, plaza del Ensanche y en la plaza San Miguel, ha tenido una gran acogida de la ciudadanía irunesa. Muchos y muchas han sido las personas curiosas que se han acercado a los paneles, tanto para visualizar las distintas fotografías del año 1936, como para leer el contenido que habíamos preparado de la guerra. Podemos decir que hemos conseguido el objetivo de llegar a una gran parte de los y las ciudadanas y contribuir a visibilizar la memoria histórica», ha señalado el delegado Santi Jiménez.

Respecto a las conferencias organizadas, tanto la del martes día 31, como la del miércoles 1 de septiembre, desde el servicio de Memoria Histórica hacen una valoración positiva; en ambas sesiones la sala de conferencias del Amaia KZ se llenó, si bien algunas personas no pudieron acceder debido a las medidas establecidas con motivo de la pandemia que limitan el aforo de estas actividades. «Teniendo esto en cuenta, estamos valorando la oportunidad de volver a repetir las ponencias más adelante», añadían desde el Servicio de Memoria Histórica.

Por último, el viernes se publicó una declaración institucional, firmada por todos los partidos políticos representados en el Ayuntamiento de Irun, y desde este departamento valoraban como «un gran paso la unanimidad alcanzada entre todos los grupos municipales». Finalizan este balance agradeciendo a toda la ciudadanía irunesa que se ha acercado y ha participado activamente en estas actividades.